<<Entrevistamos a L.A. quién recientemente acaba de publicar su último álbum Evergreen Oak, que cuenta ya con una dilatada carrera musical, pero que también publicó su anterior trabajo compuesto en castellano como Luis Albert Segura. Compositor, Solista y también batería, en 2020 decidió llevar a cabo un experimento que unía familia,  retiro,  montaña  y  la  creación  y  grabación  del  nuevo  disco  de  L.A., lo  que  supondría la vuelta a la actividad, al menos discográfica, después de un largo  periodo de descanso que se inició allá por 2018. Se trasladaron a la sierra de  Sierra de Tramontana en Mallorca, con lo mínimo y  lo más necesario para simplemente “estar ahí”. Me llevé un ordenador y unas  guitarras, lo justo para registrar lo que la naturaleza, el aire limpio y puro y la  libertad del  tiempo me  ofrecieran para  transformar todo aquello en música.>>

¿Quién es L.A. para quién todavía no conoce su música?

R: Es un tipo de Mallorca, que hace música, que hace muchos años decidió poner la carne el asador para dedicarse a esto. Y cuando pensaba que ya era imposible, empezó a vivir de la música y desde 12 años más o menos hace música en inglés. Hemos girado por muchos sitios del mundo, hemos hecho mucho discos y ahora mismo pues tenemos un nuevo álbum en la calle.

¿Por qué decidió dejar el nombre de L.A.?

R: Son mis iniciales, mi nombre es Luis Alberto. En un principio lo puse por que grababa Casets y en el espacio mínimo que dejaba escribir en las cintas no me dejaba escribir mi nombre completo, entonces lo abrevié y puse L.A. Demos  tengo muchos casets, con ese nombre y desde entonces eso siempre me ha acompañado. Desde que hecho música, L.A. me acompaña en los créditos y demás. Siendo un nombre complicado en encontrar en redes sociales y demás, pues ya es tal la identidad que tengo con ese nombre, que al final se ha quedado para siempre.

Comenzó su trayectoria con el álbum “Heavenly Hill” ¿Qué nos quiso transmitir con ese primer disco?

R: Es curioso yo antes de ese disco, saqué tres discos. Tres discos que yo me auto edité, me hice mi propio sello discográfico y siempre fue como un proyecto paralelo lo de L.A. a todo lo que yo iba haciendo como batería en otros grupos. Llegué a tocar cómo en cinco bandas, a la vez la batería siempre.

Y lo de L.A. es porque me apetecía cantar, me apetece tocar la guitarra entonces hice esos tres álbumes, cuando llegué a “Heavenly Hill” iba a ser mi cuarto disco auto editado. Pero cayeron en las manos adecuadas, que hicieron que llegarán a otras manos de un manager aquí en Madrid y el resto ya historia. Entonces lo que iba ser mi cuarto disco, fue el primero de toda una carrera discográfica, con multinacionales y compañías más grandes.

L.A. Heavenly Hell

¿Cómo fue la experiencia de salir de la batería, para cantar como solista?

R: Fue delicado, fue una decisión que me costó tomar bastante tiempo. Porque piensa que en la batería, estás protegido por que tienes los timbales, los platos y siempre estás atrás en el escenario. Y no sueles ser el foco de atención del público. Pero de repente saltar ese medio metro delante de la batería y estar desnudo con una guitarra. Pues dije ostras, me costó tiempo asimilarlo, pero lo podía hacer, lo hice y aquí estoy. Desde entonces pocas veces he vuelto atrás a tocar la batería.

Desde que comenzó como L.A hasta ahora como Luis Albert ¿Que aprendizaje a tenido a nivel musical?

R: Pues he tenido mucho, mucho y constante es un aprendizaje que no ha cesado. Porque a día de hoy, aún sigo aprendiendo y viendo cosas. Y llevándome palos y alegrías quiero. Yo he aprendido mucho porque he pasado de ser un chaval que tocaba en el garaje con sus amigos, a intentar que sea un negocio, y llevar una empresa casi. Con mucha gente involucrada, con una multinacional detrás, músicos. Es un jaleo, ya solamente a nivel empresarial y a nivel económico aprendes mucho. Aprendes de los errores, pero también aprendes de las cosas buenas y las cosas que funcionan.

Desde que yo empiezo con 13 o 14 años que me regalaron una batería mis padres. Me monto una batería en el garaje de casa, voy al instituto y conozco gente que toca la guitarra, otro que toca el bajo y hacemos un grupo. Versionando temas de Grindey poniendo el Cd, aprendiéndome los redobles y todo eso. Pues desde eso hasta ahora he aprendido mucho, hemos girado tanto, hemos ensayado tanto que es una barbaridad. Sí ahora mismo pudiésemos ver una gráfica real del como aprendes, ya no es sólo ser mejor músico, sino, si estás en un grupo de rock, no es sólo tocar bien, son muchas cosas. Y eso se aprende en la carretera, ensayando, compartiendo escenario con músicos y gente.

¿Qué sensaciones ha tenido de empezar en un garaje a que sus temas, sonaran en películas y en los diversos festivales?

R: Hombre pues es curioso, las primeras veces de todo en general siempre impacta, siempre genera ese algo. Yo la primera vez que escuché una canción mía en un cine, es muy curioso y chocante. En mi caso yo no he compuesto canciones para películas, que me gustaría sino que han cogido canciones mías para que suenen en películas. Es decir yo escucho canciones que he compuesto teniendo otra historia, o en un momento de mi vida, o para alguien en concreto y de repente lo veo en una sala de cine, con mogollón de gente.

Qué están interpretando otra  cosa muy diferente, de lo que la canción decía y eso es muy curioso. Al principio sientes como que alguien te ha metido mano, es como diciendo esta es mi canción, es algo privado pero os estáis creyendo una cosa que no es. Yo no compuse la canción para esa historia. Pero al final es divertido, porque reinterpretan las canciones y eso me gusta.

Han pasado varios años, y varios discos en el mercado hasta dar el salto ahora con “Amenaza Tormenta” ¿Por qué ese cambio y porqué el cambio de idioma?

R: Eso es una cuenta que yo tenía pendiente, conmigo mismo. Es una cuenta pendiente, el cantar en castellano y el ver si era capaz de afrontar no sólo una canción sino un disco entero y una gira en mi idioma que es el castellano. Y paré por un tiempo L.A., y al mes ya estaba sacando un single en castellano, y después vino el disco y luego conciertos y demás. Surgió un poco para marcarme el Ok, estoy ya lo he cumplido, en castellano y eso queda para la posterioridad y porque lo sentía así, porque pensé a ver lo que pasa hice un tema que se llama “El Cielo Se Rompe” y esa canción dio pie a una más, a otra hasta forma el disco entero.

¿Qué recepción tuvo el público de este cambio?

R: Hubo de todo, hubo gente que no lo entendió normal. Hubo gente que le encantó, hubo gente que ni se enteró, y hubo gente que lo descubrió sin saber que era L.A. descubrieron Luis Albert Segura que canta canciones en castellano. Y después se enteraron que yo tenía, unos discos con una carrera con otro grupo, otro proyecto así que hubo de todo.

Y también nos trae cambio de estilo musical, cómo más espiritual, emocional ¿A qué se debe este cambio de estilo y sonidos?

R: Es un poco el resultado de este último año de nuestras vidas, no quiero que sea recordado como mi álbum pandemico. Pero sí que es mi disco derivado de las circunstancias actuales. Yo tengo tres niños, estar 24 horas encerrado sobre 7 días a la semana, estar en una casa con toda mi familia. Hizo que a los tres meses, pensara tengo que irme, salir de la ciudad, necesito respirar aire puro, salirme de la prensa, noticias, de las mascarillas, de ver caras largas por la calle.

Necesito irme a la montaña, respirar aire puro y se me ocurrió eso irme a una cabaña, y ver de ahí salía algo. Yo no sabía si iba a salir un disco o algo, pero lo que sale en disco que me comentas, es algo natural. Y en ese cambio te hace un clic que ya piensas diferente a la media hora de salir de la ciudad, y a los días ya es otro mundo.

«A las Puertas» Luis Albert Segura (L.A.)

¿Y qué tal la experiencia de presentar en redes sociales?

R: Pues muy bien, muy bien estoy muy contento. Porque no es una cosa que sólo ha ocurrido, en Mallorca sino que está pasando en el mundo entero, la gente lo recibe sintiendo algo muy parecido a lo que yo he sentido. La gente estaba encerrada en su casa, la gente ha visto cuatro paredes, muchos han tenido una ventana para poder mirar por la calle, respirar un poco.

Gente que no ha visto ningún árbol en cuatro meses, pero de repente yo les quiero llevar a la Sierra de Tramontana que es donde yo he compuesto el disco. Es un sitio, es un pulmón maravillo que encima es patrimonio de la Unesco. Es una reserva natural, dónde apenas hay casas, hay civilización es todo salvaje. Y mi idea era transportarlos ahí, que me escucharán desde su casa, en el coche o paseando por parque y que cierren los ojos un momento y que se vean dónde yo lo he hecho.

A partir de ahora, ¿Qué nos podemos encontrar en un directo suyo?

R: Pues tengo ahora mismo 6 discos, con discos anteriores, con versiones, con este álbum nuevo, las posibilidades son tan amplias. Qué ya no concibo un repertorio cerrado como tal. Me apetece subirme a un escenario, y hacer lo que yo hago siempre que es cuando voy yo en acústico que no tengo repertorio. Y me dejo llevar un poco por lo que me transmite la gente, por lo que se vive en ese momento. Y tener la lista con todas mis canciones y dejarlo que fluya, que sea un ente vivo, orgánico dónde de repente meto una versión, meto dos del primer disco, meto cinco del nuevo y que todo fluya.

También se ha abierto la era de la colaboraciones ¿Con quién o quienes le gustaría trabajar en este nuevo cambio que no lo haya hecho?

R: Hay mucha gente, pero ante todo yo soy muy fan de la música, tengo mis ídolos como todo el mundo. Y tengo a gente que sigo mucho, su estilo musical, su discurso, sus sonidos. Y casi la gran mayoría son americanos o ingleses anglosajones. Pero te podría miles, y nacionales también hay mucha gente, que me transmite curiosidad de que podríamos hacer algo juntos. Por decirte algo Boniver, Paul Mc Cartney que son ídolos que bajan a la tierra y hace colaboraciones pero no sé hay muchas bandas que me gustaría colaboraciones.

¿Qué nos puede avanzar de Evergreen Oak? Nos vuelve a llevar al inglés pero con temas también que nos transportan a la montaña, a los bosques ¿Qué mensaje quiere recalcar en este nuevo álbum?

R: Vuelvo un poco a la identidad de L.A. hubo en algún momento que me planteé si volver a L.A. metiendo piezas en castellano tendría sentido. Pero realmente con el idioma que estoy más cómodo es el inglés, toda mi vida he escuchado mucha música anglosajona, mis ídolos son americanos o ingleses. Y el medio, mi medio es inglés. Os puedo adelantar que es un disco muy fresco, ya no sólo porque se respira.

Porque una canción estás en Bilbao, otra en Vigo, otra en Manzanares, otra en la Tramontana cada canción te lleva a un lugar diferente. Si no porque realmente es fresco, transmite muy bien la frescura, de los árboles, de las sombras. Desde la misma portada que es un bosque, yendo a Oriel que es el pueblo dónde es la portada. Es un poco la identidad del álbum la naturaleza, respirar, aire puro.

«Always There, Karma» de L.A.

¿Qué tal tener el álbum en formato vinilo?

R: Es muy guay porque para mí ha sido como un experimento que no tenía idea de que iba a surgir. No sabía ni si iba a salir, porque no es meterme en un estudio de grabación con productores, ingenieros y que sabes que si sale algo mal lo van a cambiar. Pero en este álbum estoy yo sólo, con mis ideas, con mi sonido, con mi producción. Pero es muy bonito.

¿Algún concierto a vista?

R: Tuvimos un concierto el día 15 en La Riviera en Madrid, también vamos a tener un show un poco más privado en Mallorca y después en el Alcázar de San Juan. En plan acústico y solo voy hacer muchas cosas porque es ahora lo que se lleva, se les permite más a los productores de hacerlo.

Y por último Luis ¿Qué nos puedes contar de sus próximos proyectos?

R: Este año hay mucha cosa contra todo pronóstico, de repente estamos con el disco, con los conciertos, hay una película que hemos filmado en la Sierra de Tramontana dónde se ve reflejado la grabación del álbum, y yo cuento muchas cosas. Y es como un repaso a mi carrera y demás y después hay un programa de televisión, que no puedo hablar mucho pero que va a ser muy guay, que pronto que podremos contar algo más. Todo relacionado con la Sierra de Tramontana curiosamente, y va a ser todo muy bonito.

<<Para finalizar la entrevista, desde AfondaresCultura damos las gracias a «L.A.» por su tiempo y dedicación y estaremos atentos a todo su trabajo que está preparando para este año y sobre todo estaremos a esa gira que está comenzando, el disco que acaba de ser publicado y sobre todo a ese film que está por salir.>>

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *