Reseña de Ella y El Faro

Argumento:

Dicen que perdonar a los muertos es más sencillo que contemporizar con los vivos. Puede que sea cierto. Lo que es seguro es que todo se complica cuando deja de estar clara la diferencia entre ambas cosas. Ella lo sabe. Y, a pesar de todo, decide volver al faro.

Su mole negruzca sigue allí, en ruinas pero en pie: la gente del pueblo aún no se acerca demasiado. Todos se han criado oyendo historias de pueblos hundidos, almas en pena y naufragios provocados. Es fácil sugestionarse. Pero ella no está dispuesta a dejarse arrastrar por esa marea: piensa agarrarse fuerte a las cuerdas, a todo lo bueno que pueda haber en aquel faro, al recuerdo de su padre.

Nina Melero autora de «Ella y El Faro»

Opinión Personal:

Gracias ante todo a la Editorial Nazarí, por mandarnos este gran obsequio y querer colaborar con nosotros, comenzamos a leer Ella y el Faro por varias razones. Primeramente por ser finalista en la LXXII edición del Premio Nadal de Novela, también por ser una historia de terror, de un thriller eso también me llamó la atención de esta historia.

Un libro cortito que se lee en muy poquito tiempo, un libro en el que tiene muy poquitos nombres, una historia sin capítulos separados, pero con una pluma cuidada y de fácil lectura para cualquier lector. Además Nina la vemos con soltura en los temas de barcos, que es el marco de la historia. Comienza con una familia donde un día el padre decide dejar la mar, pero le ofrecen un puesto como alfarero y por ende se tiene que ir a vivir al faro abandonado del pueblo. Un faro, unas instrucciones con unos manuscritos algo desfasados, pero servibles para quién los sepa utilizar como es el caso de su padre. Sí había sabido conducir un barco, no le sería difícil conducir un faro, para los demás barcos. También Nina utiliza mucho vocabulario de la mar, que me ha llamado la atención y que he aprendido palabras de las cuales tenía algo olvidadas. Por otra parte cuando ya no está el padre, la hija decide comprar ese faro, como para recordar a su padre y decide remodelarlo y hacerlo un hotel. Un hotel que sólo habitan dos inquilinos, y un faro dónde pasan cosas raras hasta que la hija decide irse a vivir al faro. Según ella para descubrir lo que el faro esconde y vivir en sus propias carnes lo que dicen del pueblo y lo que había vivido ellas desde afuera del él. Su madre y la gente del pueblo le tienen un miedo atroz. Por lo que sin duda alguna una historia llena de terror, dónde Nina nos muestra momentos de agonía con la protagonista de la historia, momentos de incertidumbre, de miedo pero a la vez también nos enseña momentos de superación, de valentía y de enfrentarse cara a cara con el pasado y los propios miedos de una misma persona.

<<Desde AfondaresCultura invitamos a Nina Melero a que se pase por la ventana de Afondar para una entrevista más personal y que nos cuente como ha sido la publicación de «Ella y el Faro» y cuáles van a ser sus próximos proyectos>>

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *